Actualizado 27 / 06 / 2017

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

22ºC
30ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

La ciencia y la técnica al servicio de la producción de arroz

Tractor arando la tierra

Foto: Ronal Suárez Rivas

Las áreas de arroz pertenecientes a la Empresa Agroindustrial de Granos Los Palacios, de Pinar del Río, llegan al año de aplicación de la nueva tecnología americana del sistema de posicionamiento global GPS, introducido por científicos costarricenses para el levantamiento topográfico y la nivelación de las tierras.

Según informó Yoel Ribet Molleda, director general de la entidad, hasta la fecha, se ha logrado el levantamiento a más de 2500 hectáreas, de ellas logramos nivelar en el 2016, unas 290, este año ya llevamos más de 200 y el objetivo es llegar a las 580, tenemos el presupuesto, el combustible y todo para eso”.

A criterio de Lorángeles Ipsán Pedrera, directora adjunta, “la empresa trabaja bajo un programa de desarrollo planificado hasta el año 2030, las inversiones de cada año se dirigen a alcanzar un resultado productivo superior, sobre todo en el tema de los rendimientos, el cual constituye el problema fundamental en la producción.

“En tanto, la nivelación es la actividad que puede tributar a un mayor rendimiento, de ahí la importancia de la experimentación de esta nueva tecnología GPS en el impacto de la producción arrocera”.

TAREAS DEL GPS

Rivet Molleda explica que “el levantamiento topográfico es la primera etapa de este método, realizado con el objetivo de conocer los cortes y rellenos que hay que hacerle a los campos, la información es brindada a través de un software que provoca mayor precisión en el trabajo.

“Antes, para hacerle el levantamiento a 100 hectáreas de tierra con la Empresa de Proyectos de la Agricultura (EMPA), por citar un ejemplo, el procedimiento demoraba aproximadamente 40 días, y esta tecnología lo hace en apenas ocho horas.

“Del mismo modo, nos da la posibilidad de que en los campos que no estén nivelados, conocer con exactitud por dónde hay que trazar las curvas para que pase el agua, da la posibilidad de ahorrarla y el riego es más uniforme.”, acotó el directivo.

Después viene el trabajo de nivelación, en donde el equipo, una vez conectado al tractor, emite automáticamente señales al software, en dependencia de la variable seleccionada.

En cuanto a las condiciones para su aplicación, Rivet Molleda expuso que,

hoy tenemos los tractores, nos faltan las refinadoras y más equipamiento para poner varias brigadas.

“Tenemos un solo GPS haciendo las dos funciones, es que se hace con dos tractores, levantar tiene un radio de acción de dos kilómetros y nivelar demora mucho tiempo, a veces terminamos de hacer una acción a las áreas colindantes, pero el tractor no ha terminado la otra y tenemos que esperar.

“Al tener las brigadas, el propósito de nosotros es nivelar 100 por ciento de las áreas, lo que no significa que anteriormente no lo hacíamos, pero era mecánicamente y demoraba más tiempo, ahora nivelamos con precisión y una intención marcada.

PRIMACÍAS DE LA CIENCIA Y LA TÉCNICA

Rivet Molleda argumenta que “ventajas tenemos muchas, la EMPA no tiene el personal calificado para hacer los trabajos del levantamiento, ni tiene los medios en su totalidad y con los que cuentan, tienen sus problemas.

“También nos da la ventaja que una vez nivelado mi campo, voy atrás, hago el levantamiento y compruebo la calidad, de lo contrario la EMPA tiene que esperar los 40 días para comprobarlo.

“En relación con esta alternativa de la ciencia, ya hay una proyección a nivel de país de comprar para las empresas de Cuba, alrededor de ocho o 10 equipos, el costo de topografía y diseño está alrededor de los 30 mil euros, pero cuando comparamos los beneficios, contra una cosechadora con 200 mil de valor, un tractor de 60 mil, prácticamente no es cara para lo que favorece y el tiempo que economiza.

“Además del rendimiento como principal factor, pues este año fue de casi dos toneladas por encima de lo logrado anteriormente, es válido el efecto medioambiental que posee, pues se le da la pendiente de mejor ajuste al suelo, degradándolo en menor medida y no se afectan los rendimientos”.

Sin dudas, en el contexto actual, la Empresa Agroindustrial de Granos de Los Palacios, agradece la aplicación de la nueva tecnología, pues es necesario priorizar aquellos avances que garanticen una alimentación segura y de calidad a la población, además de la oportunidad de poner a la entidad de cara al futuro y a los adelantos científicos de probada factura en el mundo.

Sobre el Autor

Heidy Pérez Barrera

Heidy Pérez Barrera

Licenciada en Periodismo en la Universidad de Pinar del Río, Hermanos Saíz Montes de Oca.

Enviar un comentario como invitado

0
  • No se han encontrado comentarios

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero