Actualizado 22 / 02 / 2020

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Twitter Youtube  Rss 

19ºC
24ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

EL BÁLSAMO

Bebé

Foto: Juventud Rebelde.

Cuando un bebé nace, los curiosos se apresuran en buscar la semejanza de este con la familia, entonces la madre enfatiza en el parecido con el padre, para no correr riesgo por los feos comentarios que puedan surgir. Y claro está, el padre se sentirá más seguro si se le parece.

Sin embargo, los estudios demuestran que la mayoría de los niños tienen rasgos de ambos progenitores, aunque algunos tiendan a parecerse más a uno u otro, y es porque cada individuo que nace posee la mitad de los genes del padre y la otra mitad de la madre. Documentos científicos y académicos sostienen que un hijo portará dos variantes, la de la madre y la del padre y contará con cuatro formas posibles de rasgos físicos.

El resultado final depende en buena medida de cómo se recombinaron las informaciones materna en el óvulo y la del padre en el espermatozoide, y eso hace que varíen las características entre hermanos, porque el óvulo y el espermatozoide cada vez que se reproducen se recambian.

Por lo que la herencia de un mismo gen puede tener diferentes consecuencias en el futuro, dependiendo de si se heredó del varón o de la hembra, pues también sucede que en el caso de una enfermedad por vía materna podría no manifestarse, mientras que si se hereda del padre es probable que sí lo haga. Piensa que no obstante al rasgo facial que te tocó en esa recombinación, fuiste el germen que ganó de los tantos que llegaron.

Sobre el Autor

Fermín Sánchez Bustamante

Fermín Sánchez Bustamante

Graduado del Instituto Superior Pedagógico en Pinar del Río, Cuba. Diplomado en Periodismo Internacional.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero