Actualizado 16 / 10 / 2019

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Twitter Youtube  Rss 

22ºC
31ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

De las derrotas se aprende

Pie de Foto: Juan Carlos Arencibia se muestra en una excepcional forma deportiva en este inicio de campaña, a pesar de sus 35 años. / Foto: Januar Valdés Barrios

Pie de Foto: Juan Carlos Arencibia se muestra en una excepcional forma deportiva en este inicio de campaña, a pesar de sus 35 años. / Foto: Januar Valdés Barrios

Pinar del Río solo logró un triunfo ante Ciego de Ávila, cuando le aventajó seis por cinco en el primer choque entre ambos conjuntos, que además tuvo definición en extrainning, y en los restantes desafíos no se pudo contener la ofensiva de los tigres, lo que provocó sendos fracasos con balances de siete por tres y seis a cuatro.

Quienes han asistido a cualquiera de las subseries desarrolladas en el Capitán San Luis, notaron los buenos desempeños del conjunto veguero en sus predios, que en buena medida se le debe a la dirección acertada del manager Alfonso Urquiola, aunque se pudo haber obtenido una mejor renta al contar con el factor de ser locales.

Cuando ya son historia los tres primeros duelos particulares de la Serie, Urquiola ha sorprendido a muchos con la utilización en momentos trascendentales del juego de figuras jóvenes, le ha impregnado dinamismo y cambiado el guión, tantas veces repetido, en algunos aspectos de la pelota pinareña.

Muestra de ello, la renuncia al toque de bola en la décima entrada, perteneciente al juego extendido contra Ciego de Ávila, al momento de aplicarse la regla Ibaf, y en cambio Alfonso se decantó por enviar al cajón de bateo a su cuarto hombre en la tanda.

Que Saavedra falló, eso también está en el juego, pero a la postre se obtuvo el triunfo, y otro bateador dio el jits de oro, esta vez le tocó a Irandy Hernández, porque esta parece ser otra premisa del Pinar de la 59 Serie, todo el mundo cuenta para Alfonso.

Además, ha oxigenado el béisbol vueltabajero con noveles prospectos, casi todos provenientes de la selección sub-23, quienes han sentido muestras de confianza del alto mando, destacándose los casos de Frank González Abascal, que parece ser el nominado número uno para internar en la inicial.

Otro de la nueva generación, Tony Daniel Guerra no se queda atrás, ya decidió un partido y hace solo unos días despachó su primer cuadrangular en los clásicos nacionales, aunque tiene muy poco chance de desempeñarse como antesalista o short stop con regularidad.

Dos que están muy estimulados son Pedro Luis Rodríguez y Juan Carlos Arencibia. El sanjuanero, que debe consagrarse como el quinto madero, anda por sus fueros, lo mismo de tercera base que designado y es el máximo empujador del conjunto, sobre todo cuando se trata del empate o la ventaja.

El fogoso Arencibia, ubicado en la punta de la alineación, desprende ganas de jugar y ojo, presume de un estado de forma que pudiera, incluso, abrirle las puertas de la selección nacional, siempre que logre pulir las deficiencias al guante.

Si algo tiene que preocupar a la dirigencia, es el pitcheo de segunda línea, el cual salvo pocas excepciones, como la de Reilandy González Moreno, se ha erigido como el Talón de Aquiles del seleccionado verde.

Isbel Hernández, que estrena rol de caballo de batalla, y el prospecto número del montículo, Frank Abel Álvarez, serán las cartas de mayor importancia si de cerradores se trata.

Así se aproxima una etapa de gran importancia para las aspiraciones de clasificar a la segunda etapa, que consiste en un periplo fuera de casa, cuya primera visita será a los villareños, luego Camagüey, Holguín y Las Tunas, en ese orden.

Sobre el Autor

Luis Alberto Blanco Pila

Luis Alberto Blanco Pila

Periodista deportivo del Periódico Guerrillero

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero