Actualizado 18 / 06 / 2019

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Twitter Youtube  Rss 

23ºC
32ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

Llegará la Bienal a Pinar del Río

Proyecto artístico pedagógico Farmacia

Foto: Jaliosky Ajete Rabeiro.

La Bienal de La Habana llegará a Pinar del Río gracias a que el proyecto artístico pedagógico Farmacia fue invitado a participar en este evento, reconocido entre los más notorios de Latinoamérica, el Caribe y el mundo.

Por eso, desde hace días, quienes pasan por el Museo de Arte de Pinar del Río (Mapri), el Centro Provincial de Artes Visuales, el museo de historia natural Tranquilino Sandalio de Noda y por la Galería de Tele Pinar observan los preparativos, pues precisamente esas serán las sedes fundamentales donde se expondrán las obras, aunque no las únicas.

La Bienal se realiza en Cuba desde el año 1984 y es organizada por el centro de arte contemporáneo Wifredo Lam, el Consejo Nacional de Artes Plásticas, el Ministerio de Cultura y otras instituciones. En esta ocasión se celebrará del 12 de abril al 12 de mayo.

Juan Carlos Rodríguez Valdés, artista y curador pinareño, fundador del proyecto Farmacia, explicó que desde el primer día hasta el último se van a desarrollar acciones como exposiciones y obras de sitio, además de un taller teórico.

En el Museo de Arte de Pinar del Río se darán talleres regulares y de extensión, en los que personalidades cubanas y extranjeras realizarán actividades. En este sitio, que es el centro de la concepción del proyecto, se exhibirá la muestra Volver a la tierra.

En el “Tranquilino Sandalio de Noda” se desarrollará la exposición Árbol del mundo, que deviene interpretación de mitos, con la que se busca el diálogo entre las obras y el emblemático edificio, antiguamente conocido como Palacio de Guasch, el cual constituye una joya arquitectónica de estilo ecléctico.

En el Centro Provincial de Artes Visuales se revelará Farmacia: una concepción, una escuela. Lugar donde el público apreciará el funcionamiento interno del proyecto.

Mientras que en el policlínico de especialidades del hospital pediátrico Pepe Portilla la exposición Historia Clínica, Farmacia, expresará el trabajo de los niños en lo artístico, psicológico y en cuanto al desarrollo de la personalidad.

Ser y estar será el nombre de la muestra de Telepinar, que comprenderá la parte promocional del proyecto, a partir de carteles, instalaciones, acciones performáticas…

Algo muy singular, según describió Rodríguez Valdés, serán las obras de sitio, que se desarrollarán en distintas zonas de Pinar del Río, y que partirán de las relaciones emocionales que establecen los individuos con los lugares o contextos, de las cuales nacen las obras.

“Puede ser incluso el cuerpo humano, una montaña, una casa, el barrio, un palmar o una maleta”, expresó el artista, quien funge como director del Museo de Arte de Pinar del Río.

UNA OBRA EN PROCESO

Así describió Rodríguez Valdés a este proyecto artístico-pedagógico: “Como una obra en proceso, que constantemente se rehace”.

El proceso metodológico y pedagógico incluye como parte de la dinámica la colaboración y promoción. Se establece una red de personas que contribuyen.

También recordó las dos etapas: de creación y surgimiento de la experiencia: la primera comenzó en el 2004 hasta el 2008 y la segunda inició en el 2013.

Al principio el objetivo fue dinamizar los métodos de enseñanza y aprendizaje de la mano del taller de creación y experimentación; luego percibió otra arista: crear una escuela, teniendo en cuenta la concepción de la memoria telúrica y del arte como proceso de sanación.

Son experiencias, vivencias repetidas del hombre, que han quedado archivadas en la psiquis y que son el sustrato del imaginario simbólico.

“El proyecto se basa en el propósito de crear una escuela de artes visuales en Pinar del Río, derivada de la necesidad que tiene el hombre de reintegrarse a la tierra”, afirmó.

Cuenta con una estructura pedagógica de alumnos desde los tres años hasta la mayoría de edad, lo que permite que el desarrollo sea por etapas y se fundamenta en un sistema filosófico, antropológico, psicológico y poético.

Ofrece talleres regulares y extensivos, estos últimos con la participación de personas afines invitadas a dar conferencias o charlas. Entre los primeros está el destinado a personas mayores de 18 años, que se nombra Del ritual al arte contemporáneo, que se imparte los viernes.

Para los niños de tres a seis años dedican el taller Nos saltamos el mar, y para los de siete a 11 años Llenar el corazón, impartidos por Lidia Bárbara Díaz Chávez, Raidel Hernández Iglesias y Juan Carlos Rodríguez.

Los adolescentes de 12 a 14 años y los de 15 a 17 también tienen su espacio con los profesores Abel Morejón Galá y Yunior Pérez Rodríguez.

Lo cierto es que sin vender medicamentos, Farmacia, con un nombre que nació inspirado en la obra homónima de Marcel Duchamp, considerado el artista más influyente del siglo XX, “porque se adelantó al arte conceptual, elevó el objeto cotidiano a categoría de arte y cambió radicalmente la idea de la belleza”, constituye una luz para el futuro de las artes visuales en Pinar del Río, si tenemos en cuenta que la provincia no posee una academia de este tipo, y mucho más si recordamos que este territorio siempre fue prolífero en la formación de artistas de las artes plásticas de gran calidad.

Por tanto, Farmacia visible en la Bienal, continúa su obra en proceso.

Sobre el Autor

Ana María Sabat González

Ana María Sabat González

Licenciada en Español y Literatura, periodista de Guerrillero. Ha sido profesora de la Universidad Hermanos Saíz Montes de Oca. Se dedica al periodismo desde el año 1996 y aborda en sus trabajos diferentes temáticas sociales y políticas.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero