Actualizado 22 / 06 / 2018

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

22ºC
32ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

Corazón mantuano late

Andy Castro y su corazón mantuano

Andy Castro y su corazón mantuano. / Foto: Cortesía del grupo

Andrés Castro Izquierdo tiene 35 años de carrera artística. Su trayectoria profesional permitió que tras el paso por varias agrupaciones saliera a la luz un nuevo proyecto que trae intrínseco identidad y sabor cubano.

A ritmo de buena salsa Corazón mantuano se fundó el 14 de febrero del 2008.
Oriundo del occidental municipio, su director defiende los lazos que lo unen a su tierra natal, por lo cual su banda lleva ese gentilicio, representa el orgullo de su pueblo.

¿Cómo llega Andrés Castro Izquierdo a fundar esta agrupación?

“Estudié piano en una academia de Mantua con 11 años y después empecé a recibir clases de guitarra clásica en el Conservatorio Amadeo Roldán de La Habana. Mi primer instrumento fue el tres de manigua.

“En los inicios de mi carrera toqué en la Orquesta Revelación de la capital. Regresé a Pinar del Río y comencé con Los Trimmer, después fui fundador de Batason, Sonorama, Sangre Caribeña (con la que fuimos al Festival del Caribe en Santiago de Cuba y grabamos dos discos con un sello argentino Lord Dalis Récords) además, fui director de los grupos Occidental, Meteoro, Casino, Los Chuquis e hice suplencia en el Buena Vista Social Club. Mi trayectoria artística me ha llevado a otras naciones como Francia.

“Después surgió Corazón mantuano. Iniciamos como un grupo de pequeño formato por la cuestión económica. Éramos seis músicos nada más. Posteriormente, a petición del Instituto de la Música, cambiamos el formato e introdujimos trompetas, trombón, un barítono, bajo, piano, tumbadora, pailas y cuatro cantantes”.

¿Con una década de fundado, cuál ha sido la trayectoria del grupo?

“La agrupación incursionó en sus inicios en música salsa con la base del son. Teníamos letras picarescas, que abordaban temáticas sociales. Más tarde trabajamos en la Plaza Polo y como el principal público eran turistas foráneos, y prefieren la música tradicional, decidimos incursionar en los géneros más autóctonos de nuestra cultura.

“Hemos actuado junto a Ricardo Leiva, de Sur Caribe en la Casa de la Música de Miramar; José Luis Cortés en la flauta; David Álvarez; el trompetista de Pupi y los que son son, entre otros.
“Compongo muchos de los temas, e incluimos también algunas canciones de pinareños como Jorge Luis y Juan Antonio Rodríguez Mesa y Raúl Suárez, siempre que se ajusten al estilo de la orquesta.

“Ahora tenemos un repertorio que incluye diferentes géneros, entre ellos merengue, cumbia, bolero, danzón, cha cha chá, bachata, son y salsa”.

¿Cómo logró insertar a jóvenes músicos en su grupo?

“Fue un trabajo duro. No es solo que la toquen, sino también que la sientan. Es un poco difícil que la juventud se adapte a este tipo de música con las nuevas corrientes musicales que hay. Sin embargo, lo he logrado”.

¿Cómo establecen la conexión con un público tan diferente y con tantas barreras como el idioma o la cultura?

“No por gusto la música es conocida como el idioma universal. Quizás ellos no entienden la letra de las canciones pero les gusta el ritmo. Además, los cantantes de la agrupación saben hablar en inglés y nos ha servido mucho para trabajar en Viñales.

“Hemos conocido personas de diferentes culturas y gustos. Hacemos muchos juegos de participación y de baile. A los turistas que les gusta la música tradicional cubana y ahora también les atrae las mezclas que hacemos con el guaguancó, la rumba…”

¿Cuáles son las proyecciones de Corazón mantuano?

“El grupo grabó un CD titulado De boca en boca y ahora nos encontramos en la producción de otro que se llama Y yo mirando”; recoge las vivencias que tienen lugar en la vida diaria, en la cual uno es un espectador más.

“Estamos a la espera de un contrato en México para el cual tuvimos que incursionar en el género cumbia. En este momento trabajamos en la realización de covers de algunas canciones típicas de esa nación para imprimirles un poco de cubanía”. Entre las versiones de la banda está el tema Y volveré, del grupo chileno Los ángeles negros, el cual fue versionado por Andy Castro. El mismo cuenta con un video promocional, cuya premier tuvo lugar el pasado 21 de marzo del 2017 en La Piscuala con el apoyo del proyecto mexicano Pir-Cubarte.

Todos los lunes la plaza Polo Montañés del municipio Viñales, y los sábados La peña del danzón del Águila de Oro, brindan la opción de pasar un rato divertido, musical y lleno de energías al compás de los latidos del Corazón mantuano. Una opción que no deben desestimar quienes aman la música tradicional cubana.

Sobre el Autor

Loraine Morales Pino

Loraine Morales Pino

Licenciada en Periodismo, graduada en la Universidad de Pinar del Río, Hermanos Saíz Montes de Oca.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero