Actualizado 21 / 09 / 2017

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

22ºC
33ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

Los mantecaderos

Heladeros

Cada día, el sonido sordo producido por los suaves golpes sobre el semicírculo metálico, anunciaba –después del almuerzo hasta casi el anochecer– la llegada de estos hombres. Reconocidos desde antes del triunfo revolucionario por el pantalón azul mecánico, la camisa blanca y el sombrero de pajilla, Ignacio y Mariano: los mantecaderos, dos hermanos –para algunos jimaguas– recorrían la ciudad pinareña con su preciada oferta: helados de mantecado, chocolate, piña, mamey, coco, melón... servidos en barquillos (generalmente elaborados por ellos con harina de trigo, azúcar prieta, una pizca de sal y agua); o años después en abanicos comprados en la capital. Lo que más llamaba la atención era el trato amable y la pulcritud de los carritos y las vestimentas, confeccionadas en casa. Destacaba además el parecido de los hermanos, que preparaban la golosina en la mañana para partir en horario vespertino y transitar, sin apuro, por cualquier calle de mi Pinar complaciendo disímiles peticiones a cambio de dos, tres y hasta cinco centavos.

A menudo recuerdo aquellos mediodías. Yo me sentaba en la baranda del portal esperando que salieran por el portón en sendos carritos: Papá Ignacio, el mayor; mi añorado abuelo, hombre de hablar bajo y pausado, de andar sereno, delgado, muy decente, siempre con espejuelos oscuros y al que solo la falta de visión pudo detener en su afán desenfrenado de leer, de conocer; y “Ka” o Mariano, callado e introvertido, con una deformación en el lado derecho de su espalda.

Extraño cómo a primos y hermanos nos complacía degustar, primero que cualquiera, los abanicos con helado, antecedentes del bocadito, pero muy diferentes. Echo de menos la sencillez, la laboriosidad y simpleza de esos antepasados que evocan los valores que nos han caracterizado a los pinareños: dedicados, solidarios, simples, ingenuos (no bobos)... y que es preciso no se pierdan.

Enviar un comentario como invitado

0
  • Invitado - carlos lugo rodriguez

    Me recordaron mi niñez .Gracias tengo 81 años y soy pinareño.

    URL corta:

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero