Actualizado 23 / 08 / 2017

buscar en guerrillero

Facebook Twitter Youtube  Rss 

23ºC
33ºC
Estado del tiempo en Pinar del Río

La naranja, origen, propiedades y beneficios (II)

Dulce de cascos de naranja

Las naranjas tal como las conocemos hoy en día, forman parte de un grupo de plantas de larga historia. A este grupo de plantas pertenecen tanto el naranjo dulce como el amargo, el limonero, el mandarino, el pomelo, el kumquat..., y todas ellas son descendientes de la familia de las Rutáceas.

Propiedades de la naranja
La naranja es muy conocida por su gran contenido de Vitamina C, pero a parte de la vitamina C, tiene muchas mas propiedades beneficiosas para nuestro organismo. La naranja es muy beneficiosa para las enfermedades cardiovasculares, enfermedades del corazón, la inflamación, y prevención del cáncer.

La naranja es un poderoso antioxidante por la gran cantidad de Vitamina C que contiene, por ello favorece la cicatrización, y refuerza es sistema inmunológico de organismo. También contiene calcio, magnesio, beta caroteno, ácido fólico, fósforo, potasio, cobre, zinc, ácidos málico, oxálico, tartárico y cítrico.

Las naranjas y la Vitamina C
La naranja aporta al organismo gran cantidad de Vitamina C, si consumimos diariamente una naranja, cubrimos las necesidades diarias de Vitamina C de muestro organismo.

La naranja contiene varios tipos de vitaminas, tales como el beta caroteno, porvitamina A, que le da el color naranja al fruto, Vitamina B1, B2 y B9 (ácido fólico).

La naranja y su aporte nutricional
Este cítrico no solo son ricas en Vitamina C, sino tienen un gran aporte de hidratos de carbono. Esto ocurre por que contienen fructosa, un azúcar de fácil asimilación para el organismo, que mejora la tolerancia a la glucosa. Por ello es beneficiosa para los diabéticos.

Además, es rica en minerales tales como calcio, fósforo, magnesio, y potasio mineral muy importante para el sistema nervioso del organismo.

La naranja también contiene un gran aporte de fibra, que se encuentra en la fruta en forma de pectina, fibra que se halla en la corteza blanca de la naranja. La fibra mejora el transito intestinal, evita el estreñimiento, y limpia el tracto intestinal. La fibra tiene un efecto saciarte por lo que es beneficioso para la gente que hace dieta, y evita la absorción de grasa y colesterol.

Contiene ácido cítrico, que es depurativo, analgésico, facilita la digestión de los alimentos, alivia el dolor de estomago, elimina residuos del organismo, y estimula las funciones del páncreas y del hígado. Otros ácidos que contiene la naranja son, el ácido málico, ácido oxálico y ácido tartárico.

LA RECETA DE HOY:

Cascos de naranja con queso

Ingredientes:
6 naranjas
12 tazas de azúcar blanco
4 tazas de azúcar moreno
8 tazas de agua
2 linas (limón criollo)
1 rama de canela o canela en polvo
200 g de queso crema
50 gramos de nata (crema de leche)
ramita de menta

Preparación
Pela las naranjas dejando algo de piel y márquelas con la punta de un cuchillo en cuatro partes y sin llegar a la pulpa. Introduce una cuchara para levantar la corteza con facilidad.
Según vas pelando las naranjas, introduce las cortezas en agua fresca para que no se resequen, también puedes conservarlas de esta forma en la nevera durante una semana o más si les cambias el agua regularmente, hasta que tengas bastantes cortezas para hacer más cantidad de dulce de una vez
Cuando vayas a hacer el dulce pon suficiente agua en una cazuela y hierve los cascos durante 15 minutos. Desecha el agua del hervor, lava los cascos y vuelve a llenar la cazuela con agua para volver a hervir 15 minutos más, repite esta operación de cuatro a cinco veces para eliminar el amargor. La última vez que tires el agua, deja refrescar las cortezas, colócalas sobre un paño limpio y presiona ligeramente sobre ellas con otro paño para sacar el agua amarga de los cascos de naranja. Pon al fuego una cazuela con las cortezas de naranja, el zumo de los limones, la piel de uno de ellos, la piel de una naranja y agrega los azúcares. Agrega la canela, las pieles de naranja y limón y la vainilla.
Deja cocinar a fuego lento durante dos horas o hasta que al probar el almíbar con los dedos se haga un ligero hilo, apaga y retira del fuego, deja refrescar y enfriar bien en la nevera.
Para la chantilly de queso: batir la nata a medio montar con un poco de azúcar y mezclar con el queso crema. Servir los cascos de naranja bien fríos, enrollarlos ligeramente y rellenarlos con la chantilly de queso crema, acompáñalos con un poco del almíbar y adorna con menta.

Sobre el Autor

Idalma Menéndez Febles

Idalma Menéndez Febles

Graduada del Instituto Superior pedagógico Rafael María de Mendive

Enviar un comentario como invitado

0
  • No se han encontrado comentarios

Red 2.0

Aplicación móvil
Extensión para su navegador

Periódico Guerrillero